Llevar un estilo de vida saludable puede tener beneficios para el TDAH