Un estudio reclama más atención al cuidado y bienestar de los trabajadores