Visualizan con gran resolución circuitos cerebrales que podrían estar implicados en la ansiedad y la esquizofrenia