El estigma empeora la recuperación de los pacientes con enfermedades mentales