Desarrollan una herramienta que puede detectar el riesgo de sufrir esquizofrenia en 5 minutos