Una variedad de la dieta mediterránea ayuda a reducir los síntomas de depresión