Los probióticos pueden aliviar los síntomas de la depresión en pacientes con colón irritable