Las mujeres que viven en zonas rurales sufren menos depresión