La dermatitis atópica en niños se asocia con depresión y conductas internalizantes