El entrenamiento del sueño en adultos podría prevenir la depresión