Despertarse una hora antes cada día podría reducir el riesgo de depresión mayor en un 23%