La pérdida de memoria es la característica clave de la enfermedad de Alzheimer, que afecta a millones de personas en todo el mundo. Ahora, un equipo de investigadores del College of Food Science and Engineering at Northwest A&F University de China concluyen que un compuesto llamado ácido chicorico, presente en la escarola, la lechuga o al albahaca, puede ser eficaz en la reducción de la pérdida de memoria asociada al alzhéimer. Los ratones tratados con ácido chicórico mostraron mejor memoria en las pruebas de comportamiento que los roedores que no recibieron el compuesto. Según los expertos, es posible que el ácido chicorico ayude a mantener la memoria en pacientes con alzhéimer y otras afecciones neurodegenerativas.

Estudios anteriores han demostrado que el ácido chicórico tiene propiedades antioxidantes, lo que significa que puede reducir o incluso prevenir algunos tipos de daño celular causado por el estrés oxidativo. Para averiguar si podría proteger contra el deterioro de la memoria, los científicos utilizaron tres grupos de ratones. Uno de ellos se trató con lipopolisacáridos (LPS), otro con LPS y ácido chicórico, y el tercero representaba el grupo de control. La memoria y las habilidades de aprendizaje de todos los grupos se probaron mediante dos pruebas de comportamiento en forma de laberinto: una evalúa la voluntad de los roedores para explorar nuevos alrededores y otra prueba su capacidad para recordar y moverse por su entorno.

Los investigadores descubrieron en el estudio publicado en la revista The FASEB Journalque los ratones tratados con LPS tardaron más en completar los laberintos que los ratones tratados con LPS y ácido chicórico, lo que sugiere que el ácido chicorico puede reducir el deterioro de la memoria inducida por LPS. El estudio también reveló que el ácido chicorico disminuyó la acumulación de proteínas beta-amiloides inducidas por el tratamiento con LPS (consideradas precursoras del alzhéimer).  Según los investigadores, estos resultados sugieren que el ácido chicórico podría ser una “intervención terapéutica plausible para las enfermedades relacionadas con la neuroinflamación, como la enfermedad de Alzheimer”.