Aumentan los trastornos de conducta alimentaria antes de la pubertad