El 87% de las mujeres adictas sufre un trastorno psiquiátrico asociado