Crean un dispositivo que puede detener las convulsiones epilépticas