Desarrollan un algoritmo que detecta a personas con riesgo de padecer alzheimer